Refuerza PGJE a la Fiscalia estatal de búsqueda de persona no localizadas

0
71

Tijuana BC 7 de julio de 2018 (GT).- Con la entrada de personal especializado y capacitado, la creación de binomios caninos, y mayor equipamiento, la Procuraduría General de Justicia del Estado ha fortalecido la Fiscalía Estatal de Búsqueda de Personas no Localizadas, cumpliendo de esta manera lo estipulado en la Ley General en Materia de Desaparición Forzada de Personas, Desaparición Cometida por Particulares y del Sistema Nacional de Búsqueda de Personas.

Asimismo con los convenios establecidos en la Conferencia Nacional de Procuradores se ha capacitado y certificado al personal tanto en el área sustantiva como en la Policía Investigadora, y se les ha dotado de tecnología de punta como lo es la adquisición del equipo “Geo Radar” para poder determinar si existen restos humanos bajo tierra.

En este importante avance se ha reforzado el parque vehicular, y se ha asignado un Perito en psicología a la Fiscalía Estatal de Personas no Localizadas, así como un Perito Médico como lo marca la nueva ley.

Para La Fiscalía es de suma importancia contar con un eficaz y exhaustivo Registro Nacional de Datos de Personas Extraviadas o Desaparecidas. Para ello fue necesaria la implementación de programas tecnológicos de justicia que cuentan con criterios claros, homologados y públicos, y se implementó el programa AM PM, el cual es un plan piloto a nivel nacional que permite la búsqueda de personas no localizadas a nivel nacional.

Dentro de las acciones logradas por la Fiscalía se han implementado mesas de trabajo con áreas de diversas instancias de Gobierno, expertas en esta tarea, y se ha logrado la conformación de grupos capacitados y especializados en la búsqueda de personas, con la ayuda y participación de diferentes grupos de rescate y voluntarios del Estado, estableciendo protocolos de actuación de reacción inmediata.

La Fiscalía Estatal de Búsqueda de Personas no Localizadas mantiene una estrecha coordinación con la Dirección de Servicios Periciales de esta Procuraduría para la alimentación de una base de datos de Información Genética que incluya material de este tipo y muestras biológicas de familiares de personas que han sido reportadas como desaparecidas o no localizadas.

Una especial atención se brinda a las personas que están en una situación de particular vulnerabilidad, como mujeres, migrantes, defensores de los derechos humanos y periodistas.

Dentro de las acciones coordinadas con la Procuraduría General de la República se realizó una campaña de toma de muestras de ADN a los familiares de las víctimas en el estado, con el objeto de realizar una comparativa con las muestras de genética que se cuentan en los registros nacionales y facilitar las identificaciones de las víctimas.

En este tema la Fiscalía Estatal tiene activa participación desde hace más de 5 años con la SEIDO (Subprocuraduría Especializada en Investigación de Delincuencia Organizada), quien atrajo el tema de las tres fincas o fosas clandestinas localizadas por personal del Estado de donde fueron recabados cientos de restos de hueso humano. Pronunciándose la SEIDO que si bien no sería posible la identificación por genética, dichas investigaciones apuntaba a los hechos perpetrados por la delincuencia organizada en los años 2008 y 2009 en el Estado.

De igual forma se ha fortalecido la coordinación con el Servicio Médico Forense (Semefo) y la Dirección de Panteones municipales, con quienes se han identificado los espacios para fosas comunes en todo el estado. Teniendo así plenamente identificados en dónde están y dónde seguirán estando los cadáveres no identificados.

Con el fortalecimiento a la Fiscalía se está en condiciones de obtener más y mejores resultados, y de igual forma seguir trabajando de manera estrecha con asociaciones de personas no localizadas e instancias de Gobierno, con el objeto de actualizar las bases de datos de las personas no localizadas, así como para ofrecer talleres de psicología para la atención a las familias de las víctimas no localizadas o desparecidas.