Convicciones desechables

0
325

Tijuana, B. C., 24 de enero de 2018 (GT).- Corría el año de 2005, hace casi 11 ayeres, cuando se llevó a cabo el juicio de desafuero contra el entonces jefe de gobierno del Distrito Federal –hoy Ciudad de México–, Andrés Manuel López. En dicha época, coincidieron personajes que se mantienen vigentes en la agenda política nacional: el propio López, Vicente Fox, Rosario Robles, Manlio Fabio Beltrones, Claudia Sheinbaum, Felipe Calderón, Gabriela Cuevas, sólo por mencionar algunos nombres.

Al igual que hoy, en 2005, López se encontraba posicionado al frente de casi todas las encuestas excepto la elección, pero ese es un tema para una próxima ocasión. En aquel momento la actual senadora ex panista, Gabriela Cuevas, con apenas 25 años de edad, se manifestó absolutamente en contra del proyecto presidencial que encabezaba López, al grado de pagar la fianza para asegurarse que el tabasqueño siguiera el proceso legal fuera del Reclusorio Norte, cuando se le acusó de desacato judicial.

La hazaña no terminó allí pues en 2012, ya como diputada federal, lanzó un spot en contra del tres veces aspirante a la Presidencia. Se trata de un vídeo de casi siete minutos, a través del cual Gabriela Cuevas se dedicó a señalar actos de corrupción y cuestionar la procedencia legal de los recursos con los cuales operó el “Gobierno Legítimo” del tabasqueño. Asimismo, doña Gabriela se inconformó con el plantón en Reforma y reprobó las confrontaciones permanentes de López con Fox y Calderón, tildándolo de violento e intolerante. Cabe señalar que el propósito del autor de este texto se centra en la falta de congruencia que define a la ahora simpatizante del precandidato de MORENA, más allá de las acusaciones que realizó en el pasado.

De acuerdo a una nota publicada por Azteca Noticias el 18 de junio de 2012, bajo la firma de Maxi Peláez, la aun legisladora federal declaró: “Me parece increíble que en el segundo debate el señor -López- haya dicho que va a generar empleos, las cifras en el Distrito Federal, de acuerdo a Inegi, nos dicen que la tasa de desempleo se duplicó y el número de personas buscando empleo creció en un 450 por ciento. Entonces ¿cómo le va hacer si no lo pudo hacer en el Distrito Federal?”.

Sin embargo, la memoria de Gabriela Cuevas es muy flaca y sus convicciones indudablemente son desechables, siempre que se trate de sobrevivir en la selva política. Es lamentable como personajes de tal estatura política contribuyen al descrédito del quehacer político y a la decepción ciudadana.

Por fortuna para la ex asambleísta del extinto Distrito Federal, la redención morenista le fue otorgada al igual que al resto de los personajes que el propio López definiera como “…cochinos, puercos, marranos, cerdos…”, justo antes de recibir su gracia y convertirse a la doctrina de “La esperanza de México”. Pareciera que esta elección se trata de quien le resta más adeptos al PAN.

P. S.- “Las ideas y los valores del alma, son nuestras únicas armas; no tenemos otras, pero tampoco las hay mejores”, Manuel Gómez Morín.

* El autor es maestrando en Comunicación Estratégica. Contacto: @FranciscoRuHe oteroymestas@gmail.com.